"Un terremoto de magnitud 8 o 9 se aproxima, según la predicción del autodenominado 'Nostradamus holandés', Frank Hoogerbeets"

El nombre de Frank Hoogerbeets, también conocido como el "Nostradamus holandés", se ha difundido a nivel mundial gracias a su última predicción sobre un terremoto devastador que podría ocurrir en un futuro cercano. Aunque normalmente no se les presta mucha atención a las "profecías" de terremotos, el acierto del pronóstico de Hoogerbeets sobre el terremoto en Turquía ha generado una gran expectación en torno a sus capacidades como pronosticador.


La falta de precisión y fiabilidad de muchas predicciones de terremotos ha llevado a que se desconfíe de este tipo de anuncios. Sin embargo, la capacidad de Hoogerbeets para prever el sismo en Turquía ha llevado a muchos a interesarse en su última predicción sobre un posible terremoto de magnitud cercana a 9 y con una probabilidad del 60%. Además, según su modelo, hay un 80% de posibilidades de que se produzca un terremoto de magnitud superior a 6, aunque no se ha determinado aún su ubicación exacta.



Frank Hoogerbeets ha anunciado una nueva predicción que ha generado gran interés. Según sus cálculos, existe una alta probabilidad de un terremoto de gran magnitud, cercano al nivel 9 en la escala de Richter. La probabilidad de que este sismo ocurra según su modelo es del 60%. Por otro lado, se estima que hay un 80% de posibilidades de que se produzca un terremoto de magnitud superior a 6, aunque el lugar donde podría ocurrir aún es incierto.


Extremo Oriente es una región geográfica situada en el este de Asia que abarca diversos países con distintas culturas y tradiciones. Entre ellos se encuentran Birmania, Brunéi, Camboya, China, Corea del Norte, Corea del Sur, Filipinas, Japón, Laos, Malasia, Mongolia, Singapur, Tailandia, Taiwán, Timor Oriental, Vietnam y Rusia. 



Se cree que el epicentro del posible terremoto pronosticado por Frank Hoogerbeets podría estar en alguna zona de esta región, aunque no se ha determinado con exactitud su ubicación. Esta región se caracteriza por una gran actividad sísmica y es frecuentemente afectada por terremotos de distintas magnitudes, lo que hace que las predicciones de Hoogerbeets sobre un posible sismo en esta zona sean aún más preocupantes.


El "Nostradamus holandés" sostiene que los eventos sísmicos no solo están relacionados con la actividad sísmica local, sino que también son influenciados por la posición de los planetas y la Luna.



Según el instituto SSGEOS, que utiliza una técnica de predicción basada en la geometría planetaria, es posible predecir con precisión los terremotos. Sin embargo, esta técnica no es reconocida por la comunidad científica, aunque sus seguidores aseguran que sus pronósticos son exactos y podrían ayudar a salvar vidas en caso de un terremoto.


El instituto utiliza un programa informático para analizar la ubicación de los planetas y la Luna y así identificar geometrías peligrosas que podrían indicar la posibilidad de un terremoto. Según el instituto, la carga electromagnética producida durante la "geometría crítica de los planetas" contribuye a la liberación de la tensión acumulada en los límites de las placas tectónicas, aumentando la probabilidad de un terremoto. Aunque esta explicación es criticada por la comunidad científica, que considera que la actividad sísmica se debe principalmente al movimiento de las placas tectónicas.


A pesar de la controversia que rodea a la técnica de predicción del instituto SSGEOS, sus seguidores creen que sus pronósticos son precisos y podrían ser útiles para la seguridad pública. A pesar de la oposición de la comunidad científica, el "Nostradamus holandés" sigue defendiendo su técnica de predicción y considera que es una herramienta valiosa para la seguridad pública.


Del 21 al 25 de abril, se espera que haya cambios notables en la alineación de planetas clave, como el Sol, Venus y Urano, Venus, Mercurio y Júpiter, y el Sol, Venus y Marte. Estas alineaciones forman ángulos rectos, lo que en ocasiones puede desencadenar eventos catastróficos. Por consiguiente, es posible que experimentemos algunas dificultades durante este lapso.


Aunque, es fundamental tener en cuenta que las proyecciones de Hoogerbeets pueden cambiar y evolucionar a medida que se acerca el tiempo estimado. Por tanto, es fundamental seguir sus actualizaciones y ajustes cotidianos para tener una perspectiva más precisa de lo que podemos esperar.


Es natural que algunas personas sientan escepticismo sobre las proyecciones de un "astrosismólogo". Pero es crucial destacar que Hoogerbeets ha acertado en algunas de sus predicciones previas, como un terremoto de magnitud inferior a 7 que sucedió en marzo de este año. Además, los sismólogos convencionales también esperan un posible terremoto catastrófico en Japón en los próximos meses, pero sus proyecciones no siempre son exactas.


Si un terremoto considerable ocurre en el sur de Japón, Tokio estaría en peligro debido a la amenaza de un tsunami. De ahí que sea importante estar pendientes de las actualizaciones y pronósticos de Hoogerbeets y otros expertos.


No hay que olvidar que nadie puede predecir el futuro con certeza, y tanto los investigadores alternativos como los científicos convencionales pueden equivocarse. No obstante, escuchar a Hoogerbeets y otros especialistas puede ayudarnos a estar preparados para lo que pueda venir. En su informe más reciente, Hoogerbeets ha indicado que exist lea posibilidad de una actividad sísmica significativa en los próximos días, con una magnitud estimada entre 7 y 8+. En este video, Hoogerbeets profundiza más sobre su pronóstico y lo que podemos esperar en los próximos días.



TE PUEDE INTERESAR:

Entradas populares de este blog

El espectacular eclipse solar anular del 2023 cubrirá de sombra a América con un impresionante 'anillo de fuego

Fuerte movimiento sismo en La Serena de Chile ¡Ahora mismo!